Inician obras de remodelación en Hospital de Chiquinquirá, en Tunja buscarán aprender la lección

0
752

La ESE Hospital de Chiquinquirá ha dado a conocer un plan de contingencia debido a los trabajos de remodelación que se harán en el centro hospitalario. Con esto, además de cumplir los protocolos, da un ejemplo a Tunja y su hospital, donde el año anterior murieron dos personas a causa de la improvisación y el pésimo manejo que se dio al momento de intervenir la infraestructura. Este hecho no tuvo consecuencia alguna.

La ESE Regional Hospital de Chiquinquirá ha informado a sus usuarios y a la comunidad en general que con el ánimo de reforzar la estructura, sin que se vea afectada la prestación de los servicios, se ha establecido un plan de contingencia que contempla el traslado de los servicios de salas de cirugías y sala de partos por un tiempo cercano a los tres meses.

“A partir del miércoles 27 de junio de 2018 la gerencia pone a disposición de la población dos salas de cirugía completamente dotadas para los procedimientos quirúrgicos ambulatorios programados en la Sede El Polo, ubicada en la Calle 2 No 9-25, y en iguales condiciones dos salas de cirugía para la atención de urgencias quirúrgicas intrahospitalarias en el segundo piso de la sede principal, Carrera 13 No. 18-60”, informa la ESE Regional Hospital de Chiquinquirá mediante un comunicado

También aclara la ESE que los traslados se realizaron “bajo las condiciones exigidas por la Resolución 2003 de 2014”, lo que da un ejemplo en lo que refiere a  la calidad en la prestación del servicio en condiciones óptimas.

Situación que no ocurrió en Tunja a finales de 2017, cuando en el Hospital San Rafael se adelantaron obras sin que se diera aviso a la comunidad y sin que se tomaran las precauciones necesarias para reservar la seguridad y tranquilidad de los usuarios. En esa ocasión un muro y el techo del área de urgencias se desplomaron, con tan mala fortuna, que el incidente terminó cobrando la vida de dos mujeres que se encontraban en el lugar.

Este hecho conmocionó a los tunjanos en su momento, pero luego fue pasando al olvido, sin traer consecuencia alguna para los responsables de la obra y para quienes la autorizaron.

Dejar una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.