Eder Chaux cumple sus sueños de selección

0
483
Screenshot | Win Sports

El arquero de Patriotas ha sido incluido en la preselección de 40 jugadores que podrían integrar el plantel de Copa América. A pesar del llamado y el acercamiento, es muy probable que el guardameta de Patriotas se quede por fuera de la convocatoria definitiva.

“Yo sueño y deseo ser parte de la selección”, dijo hace unos días el meta tolimense al servicio de Patriotas, Eder Chaux, que terminó su primera campaña en el equipo boyacense con un buen balance. Más allá de la eliminación, pues su llamado en primera instancia a un microciclo y ahora su presencia en la preconvcatoria ratifican el buen momento por el que pasa.

Es imposible no recordar grandes atajadas, como la de la primera fecha a Hernán Pertuz en el duelo ante el ‘poderoso de la montaña’. Chaux con su 1,89m reaccionó a un cabezazo  certero al piso del central del Medellín; un atajadón que conservó el cero momentáneo en lo que luego iba a finalizar 2-1 a favor de Patriotas. O la doble atajada ante Fainer Torijano y Luis Manuel Seijas en el partido que terminó empatado a uno en Tunja.

También tuvo actuaciones para el olvido, como la tarde en techo en que recibió un gol por un encaje mal hecho tras un cabezazo potente de Carlos Peralta. Pero finalmente fueron más las buenas actuaciones, y hoy está cerca de cumplir su sueño.

Hace unos días, cuando fue llamado por Eduardo Niño no pudo contener su emoción. “La sensación fue de alegría y felicidad, estoy aprovechando al máximo esta experiencia”, dijo el golero de 27 años.

Su segunda casa es Boyacá

Eder Chaux lleva apenas siete años como profesional en el fútbol. El primero en el equipo de su tierra, el Deportes Tolima, en el que no tuvo muchas chances, pues en esa época el ‘pijao’ tenía en su arco a Antony Silva, hoy arquero de la selección paraguaya, y al experimentado Jáner Serpa peleando la titularidad con el paraguayo.

En 2014 Boyacá Chic´, en ese entonces en primera división, decidió darle la chanca al joven arquero tolimense, que a pesar de su inexperiencia, tuvo grandes actuaciones defendiendo el arco del ‘ajerezado’. A pesar de competir con experimentados como Breiner Castillo, Andrés Saldarriaga, Luis Estacio, y también con el muy destacada José Huber Escobar.

Por un par de años decidió abandonar Boyacá para probar suerte en Alianza Petrolera y en el Real Estelí de Nicaragua. En el país centroamericano encontró un gran nivel, salió subcampeón con el Real Estelí; y Patriotas, que anda buscando un cerrojo para su arco desde la salida de Nicolás Vikonis, decidió darle una oportunidad al meta que alguna vez defendió los colores de su rival de patio. En su vuelta a Boyacá, disputó 14 partidos y en los cuales logró sacar su arco en cero en tres oportunidades.

Un solo lancero para la batalla continental

De momento Eder Chaux es el único representante del fútbol boyacense en la selección Colombia que disputará Copa América, advirtiendo que es muy probable que ni siquiera haya un representante de los equipos boyacenses en el seleccionado de mayores, pues para nadie es un secreto que los tres arqueros serán David Ospina, Camilo Vargas y Álvaro Montero. Incluso, de darse la ausencia de Ospina como se ha venido rumorando, Chaux estaría por detrás de Aldair Quintana en la consideración de Carlos Quieroz, pues parece que el DT portugués tiene una fascinación por los guardametas de talla, y Quintana con su 1,94m corre con una ligera ventaja. A eso hay que agregarle que el también arquero tolimense es tres años menor que Chaux, por lo que sería una alternativa de cara al futuro.

Otro de los que fue incluido en esta preconvocatoria es Raúl Loaiza, volante cartagenero muy familiar para la afición boyacense, pues la mayor parte de su carrera la hizo en Patriotas. Hoy es de lo más destacado de San Lorenzo.

Rotundo fracaso del fútbol boyacense

Atrás quedó ese tiempo en que Boyacá contaba con una representación fija en el seleccionado de mayores con Freddy Guarín, que hoy a sus 32 años y en el fútbol chino parece no volverá a vestir nunca más la camiseta del seleccionado nacional.

Mucho más lejana es la época en que Boyacá llegaba a aportar dos hombres a selección Boyacá, como ocurrió a finales de la década de los 50 y comienzos de la década de los 60, cuando Carlos Aponte y Ricardo Díaz integraban la selección que disputó la eliminatoria a Chile 1962.

Así las cosas es imposible no cuestionar el porqué de la destinación de recursos del Gobierno Departamental para la subsistencia de Patriotas y Boyacá Chicó, pues su labor formativa es escasa, dando escasas oportunidades a jugadores del departamento; además de brindar un espectáculo de muy poca calidad para la afición boyacense, que día a día incrementa su fanatismo por el ciclismo, evidentemente con justa causa.

Dejar una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.