La RAPE presentará en Tunja el Plan de Abastecimiento Alimentario

0
672
Foto: prensa RAPE
PUBLICIDAD

Dicha iniciativa permitirá reducir en al menos el 15% los índices de inseguridad alimentaria en Bogotá, Tolima, Cundinamarca y Boyacá, departamentos pertenecientes a la región central.

Con el fin de socializar el Plan de Abastecimiento Alimentario de la Región Central, la RAPE hace un llamado productores, gremios, academia, empresarios, transportadores, transformadores, consumidores y demás actores involucrados con la producción, distribución y consumo de alimentos en el departamento, a participar en las mesas territoriales para la formulación del Plan de Abastecimiento Alimentario del centro del país, que se llevarán a cabo el próximo martes 24 de septiembre en el Hotel Hunza de Tunja.

“Con el Plan de Abastecimiento Alimentario la Región Central le apuesta de manera decidida a potenciar la competitividad de nuestros territorios, con estrategias de desarrollo sustentadas en la complementariedad de la oferta productiva y la riqueza de nuestros mercados. De esta manera, con las Mesas Territoriales, el Plan se nutrirá con los aportes de todos”, expresó Fernando Flórez, director de la RAPE.

Flórez además agregó que “con la entrada en funcionamiento del Plan se podrá planificar la producción agropecuaria de los territorios de acuerdo con la demanda, y conocer la ruta que siguen los alimentos desde el momento en que se cultivan hasta que llegan a la mesa”.

Según la RAPE, el plan busca “convertir a la Región Central en la despensa alimentaria del país contribuirá en la organización de la cadena de abastecimiento. En la actualidad, pese a que en los departamentos de Boyacá, Cundinamarca, Meta y Tolima se produce el 26% de los alimentos que se consumen en Colombia, el sobrecosto anual en la cadena de abastecimiento asciende a $3.8 Billones, que se traducen en pérdidas ocasionadas por diferentes factores como la ineficiencia en la distribución y el transporte, la mala planificación de los cultivos y las pérdidas y desperdicios, entre otros, afectando el bolsillo de los productores y consumidores”.

Por último, el proyecto también promoverá el aumento en el uso de las buenas prácticas agrícolas (BPA), que aseguran la calidad de los alimentos desde la siembra del cultivo hasta la cosecha, garantizando la sostenibilidad ambiental y la oferta de alimentos saludables para el consumidor.

Dejar una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.