Mendivelso dice que garantizaría un plan maestro de movilidad para Tunja

0
676
Foto | Hisrael Garzonroa-EL DIARIO

La nula construcción de vías y la improvisación en la modificación de medidas como el pico y placa marcaron los últimos cuatro años de Tunja a nivel de movilidad, por lo que se hace necesaria una intervención a nivel de cultura ciudadana, de plan de movilidad y de cero improvisación.

Los tunjanos comenzaron 2019 en medio de la indignación por la improvisada medida de modificación del pico y placa, el cual, en un comienzo pretendió ser extendido por cuanto recoveco encontró la Administración Cepeda.

Y si bien la Administración Cepeda decidió modificar la medida meses después, la tendencia durante su periodo fue esta: la improvisación. “Mi Ruta” se quedó en un elaborado nombre para un sistema de transporte integrado que nunca prosperó, los conductores del transporte público colectivo municipal denunciaron explotación laboral, no terminó la guerra del centavo y ni siquiera se pudieron instaurar los 20 paraderos que prometía el Plan de Desarrollo Municipal Tunja en Equipo 2016-2019.

Publicidad

Sin embargo, ese panorama podría cambiar de llegar Anderson Mendivelso a la Alcaldía el próximo 27 de octubre, pues ha sido él quien ha dado las principales batallas para frenar la improvisación que ha promovido la Administración Cepeda, y es él uno de los mayores conocedores de la situación de movilidad que hoy aqueja a la ciudad.

Para Mendivelso el pico y placa es solo una medida complementaria, pero en donde realmente debe concentrarse la ciudad es en el impulso de una cultura ciudadana, el de un plan maestro de movilidad y la construcción de nuevas vías que permitan diversas conexiones viales en la ciudad.

Valga recordar que Anderson Mendivelso demandó el pico y placa en la ciudad porque considera que este vulnera el bienestar  económico de miles de familias tunjanas que requieren de su vehículo para ejercer sus actividades comerciales. Entre los principales argumentos de Mendivelso para oponerse a la medida está que nadie ha podido demostrar técnicamente la necesidad de un pico y placa para solventar trancones aparentemente inexistentes.

Mendivelso es consciente de que esta problemática puede manejarse mediante el fortalecimiento de la cultura ciudadana: haciendo uso adecuado de las bahías, de los paraderos, de una tarjeta electrónica que permita la excelencia en la prestación del servicio de transporte público en favor de los ciudadanos, de la mano con unos conductores que tengan unas condiciones laborales dignas.

Para recuperar las vías, que en un 70% están destruidas, Mendivelso propone el plan convite que consistiría en que Mendivelso, en caso de ser elegido, llegaría a los barrios con los materiales, la maquinaria y el correcto asesoramiento técnico para reconstruir dichas vías; los ciudadanos serán indispensables en este proceso, pues son los elegidos para apoyar con mano de obra en tan importante tarea. Esto no solo garantizaría la calidad en la construcción de las vías sino que ahorraría costos de construcción.

Mendivelso asegura tener identificados los problemas de movilidad en la ciudad, por eso asegura construirá el paso subterráneo en la Glorieta Norte, también pretende conectar el Parque Recreacional con el Parque Biblioteca, ya sea con un deprimido o un paso a nivel, de modo que se asegure el bienestar de las familias en el momento de cruzar de un parque a otro.

Igualmente, el hoy cabildante tiene claro que el atasco que se forma entre la UPTC y la Toyota es a causa del semáforo a la altura de Centro Norte, el cual cambia cada 53 segundos. Mendivelso propone eliminar ese semáforo y en su lugar construir un puente peatonal. Un tercer punto a mejorar a nivel movilidad es la construcción de vías transversales en diferentes puntos de la ciudad. A modo de ejemplo plantea el concejal la construcción de la conexión vial  desde el barrio Asis hasta la Universidad de Boyacá, desde esta universidad, propiamente desde su cancha sintética, hasta la Avenida Universitaria iría otra conexión vial, y de la Avenida Universitaria a la Doble Calzada.

Para Mendivelso es indispensable continuar con la construcción de la Avenida Universitaria hacia el sur, lo que generaría un alto impacto de desarrollo hacia esa zona y lo que descongestionaría varias vías. También contempla la construcción de la Avenida Longitudinal de Occidente.

Apuntando a que Tunja sea una de las ciudades adecuadas al futuro próximo, Mendivelso le daría un fuerte impulso a la construcción de ciclorutas y estimularía el uso de la bicicleta entre la ciudadanía. Pero en su caso, buscaría que dichas ciclorutas sean concebidas lejos de la improvisación, como fueron construidas las actuales, que ponen en riesgo a los ciclistas respecto a los vehículos. Las ciclorutas que propone Mendivelso cumplirían con especificaciones técnicas, contarían con iluminación y además buscarían cubrir la ciudad en su totalidad; tanto de norte a sur como de oriente a occidente.

Mendivelso también piensa adecuar la línea férrea que hoy cruza la ciudad de norte a sur para que sea un tren que intercomunique la ciudad, y también para que sirva como un sistema complementario en materia de transporte de pasajeros.

Y como si todo lo anterior no fuera una gran apuesta, Mendivelso buscará que de una vez por todas se ponga en funcionamiento la nueva Terminal de Transporte Terrestre de Pasajeros, de modo que sea administrada por una sociedad pública. También asegura el candidato que hará las gestiones que sean necesarias para poner en funcionamiento el aeropuerto de la ciudad.

Dejar una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.