¿Están sacrificando a los perros callejeros en Tunja?

4
4636

Ante los rumores y señalamientos de que los perros callejeros están siendo sacrificados, la Administración Municipal ha tenido que salir a aclarar cómo se está abordando esta problemática en la capital boyacense.

Durante los últimos días surgieron rumores, comentarios y señalamientos acerca de la forma como la Alcaldía de Tunja está afrontando la problemática de los perros callejeros en la ciudad, llegando a establecer que la solución desde la Administración Municipal era sacrificar a los perros

La Alcaldía de Tunja tuvo que salir a desmentir este malintencionado rumor, aclarando que muchos de los perros son recogidos y llevados al Coso Municipal, para allí garantizarles protección, brindarles atención en salud, esterilizarlos y posteriormente entregaros en adopción.

Desde comienzos de año se ha realizado este proceso en distintas zonas de la ciudad gracias a un convenio que se firmó con la Clínica de la Universidad Juan de Castellanos.

Una de las grandes preocupaciones de la Administración Municipal ha sido que algunos de estos perros han tenido comportamientos agresivos hacia la comunidad, lo que ha derivado en reportes de mordeduras y agresiones contra la ciudadanía.

Estos perros son los que concentran la atención de la Administración Municipal, pues se procura que estos sean los primeros en ser recogidos y posteriormente llevados al Coso Municipal.

Luego del proceso de rehabilitación, los perros son entregados en adopción a los ciudadanos que quieren brindarles un hogar. No sin antes firmar un compromiso en el que se establece una serie de obligaciones y responsabilidades con los nuevos dueños.

Cabe aclarar que desde 2016 por ley está prohibido el sacrificio de estos animales como método de control poblacional. Las únicas condiciones por las cuales puede darse el sacrificio de caninos es que presenten enfermedades de alta complejidad o gravedad como la rabia.  

4 COMENTARIOS

  1. Vaya profundidad. Vaya objetividad. Sin palabras… a esos animales que recogió la Administración de Tunja, se los llevaron pq les da pena que sean prueba de una gestión pública risible y mentirosa. No existe una política de protección animal local. Los llevan para matarlos pq como lo han dicho, «mantenerlos cuesta».

  2. Es muy difícil creer en esa política ya que se necesitan recursos y no los tienen ojalá sea cierto y sino que paguen por esas terribles acciones

Dejar una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.